“Soy la única persona con mal aliento o halitosis”. Así inició la conversación María. 

Sentada en el sillón dental y con apuro me aseguró que nunca había conocido a alguien con mal aliento. “Esto es algo nuevo doctor” fue lo siguiente que me comentó.

Sin lugar a dudas, el mal aliento nos genera estrés y frustración. Es una condición muy incómoda que no es fácil tratar y que depende de un trabajo en equipo. No obstante, ¿Es correcto lo que mencionó María? ¿Es algo nuevo el mal aliento?

Para responder su comentario abrí la “Biblia” del mal aliento. Un libro que recibí con mi entrenamiento en el tratamiento de esta condición. ¿Qué encontré?

El problema de la halitosis o mal aliento se ha reportado desde hace muchos años:

  • Se encontraron referencias en manuscritos de papiro que datan de 1550 antes de Cristo. 

  • Hipócrates mencionó que cualquier niña debe tener un aliento agradable, asegurándose siempre de lavarse la boca con vino, anís y semillas de eneldo. 

  • Los romanos usaban mecanismos para ocultar la halitosis, como tabletas perfumadas, hojas masticables y tallos de plantas. En la antigüedad, tener un aliento agradable significaba exhalar la dulzura de la vida y afirmar la pureza del alma de una persona. 

  • Durante el cristianismo, se relacionó el olor a azufre al diablo, y se presumía que los pecados producían un olor más o menos malo. Esta asociación es compleja, ya que el olor predominante en la halitosis suele ser azufre. 

  • Las excavaciones arqueológicas en depósitos de basura del siglo XIX encontraron vasijas de barro con polvos dentales. Los anuncios de esa época difundieron las propiedades de los "polvos dentales chinos", "elixires dentales", "opiáceos dentales", confirmando un especial interés en la eliminación del mal aliento y en la limpieza de la boca.

He rescatado solo 5 referencias de una larga lista que demuestra que desde hace mucho ya se hablaba de este problema. 

No se trata de algo nuevo, pero tampoco tiene un tratamiento fácil. Requiere mucho trabajo en equipo.

Recuerda que si deseas ponerte en contacto con alguien del equipo solo tienes que dar click en el siguiente enlace: Dale click aquí

Saludos

Dr. Juan Francisco Ceccarelli

Leave a Reply

Your email address will not be published.